Acoso laboral en las Fuerzas Armadas

El acoso laboral y sexual en las Fuerzas Armadas es otro de los frentes que la OATM tiene abierto frente al Ministerio de Defensa. Si bien el protocolo de Acoso sexual ha quedado regulado según la Resolución 400/38199/2015 paliando la falta de regulación sobre los delitos sexuales que podrían cometerse en las Fuerzas Armadas, el Ministerio de Defensa se ha negado a rectificar el protocolo de acoso laboral para las Fuerzas Armadas, alteración en exclusiva para los ciudadanos militares a los que abandona en todos sus derechos frente al garantista protocolo para el resto de ciudadanos, consagrando de nuevo que los militares son ciudadanos de segunda categoría para propiciar el “cortijeo” exclusivo de los cuadros de mando de las FAS.

Las denuncias realizadas por la OATM a la Defensora del Pueblo , la Agencia Española de Protección de Datos y al Supervisor Europeo para la Proteccion de Datos, no han dado ningún resultado de momento. La respuesta de la AEPD fue sin duda la mas decepcionante al consagrar que no importa la vulneración de los datos personales de los ciudadanos militares, si el que los realiza es el Ministerio de Defensa, vulnerando el derecho de igualdad reconocido para todos los ciudadanos españoles en la Constitución. Pero no nos rendimos y seguimos denunciando ante otros organismos como la Comisión Europea contra el Reino de España por vulnerar los derechos de los ciudadanos europeos recogidos en la Carta Europea de Derechos Fundamentales (Ley Orgánica 1/2008) con rango de Tratado Internacional y así seguiremos hasta el restablecimiento de derechos fundamentales reconocidos a todos los europeos, tanto si son militares como sino.

Este asunto como cualquier otro pone de relieve el escaso respeto que el Ministerio de Defensa otorga a los derechos fundamentales de los ciudadanos militares, vulnerando las leyes que obliga a cumplir en cualquier otro departamento la Administración General del estado convirtiendo la excepción en un clamoroso hurto de las libertades individuales de quienes se integran en los Ejércitos.